Pintura chalk paint


La pintura chalk paint tiene un acabado mate y tacto sedoso efecto tiza, que la hacen perfecta para restaurar muebles, pintar cualquier objeto o hacer trabajos de manualidades y bricolaje. Es una pintura acrílica a base de agua que no desprende olores indeseados y con la que no hay que utilizar disolventes.

Son muchos los motivos que convierten a la pintura chalk paint en la favorita de los amantes del DIY, entre ellos su gama de colores. Aunque hay distintas marcas de pintura chalk paint, suelen coincidir en las tonalidades pastel del producto. Sus colores combinan muy bien entre ellos y encajan perfectamente con distintos estilos decorativos. Además, los colores de la pintura chalk paint pueden mezclarse entre sí para que puedas conseguir aún más tonalidades.

Dónde puedo utilizar pintura chalk paint

La pintura chalk paint no necesita imprimación y se adhiere a distintas superficies, como metal, madera o plástico. Puedes utilizarla por lo tanto en casi cualquier superficie rígida en interior, como muebles, paredes, puertas, objetos pequeños... Consulta las instrucciones del fabricante para la pintura en concreto que vayas a utilizar, ya que las distintas marcas tienen diferentes características.

En general, la pintura chalk paint es de las favoritas para pintar y renovar muebles de madera, gracias a su gama de colores y su sencilla aplicación. Con otras pinturas, antes de utilizarlas se suele lijar y después aplicar una imprimación para mejorar la adherencia. Con la pintura chalk paint te ahorrarás el paso previo de imprimar el mueble porque tiene un agarre excelente, ¡y no solo en madera! En cuanto al lijado, sí que recomendamos lijar previamente el mueble si tiene irregularidades, pero no será imprescindible.

Utilízala en la cocina para escribir una receta, en el recibidor para dejar un mensaje o en habitaciones infantiles para la diversión de los más pequeños. Con una pared de pizarra para los niños conseguirás potenciar su creatividad y su diversión, ya que podrán pintar en la pared con total libertad. Después puedes limpiarlo con un paño o incluso con uno húmedo para una limpieza más profunda.

Cómo aplicar pintura chalk paint

Como ya hemos mencionado, en caso de que el mueble u objeto esté estropeado con golpes o arañazos, sí recomendamos lijar suavemente. También si el mueble tiene viejas capas de pintura estropeadas o escamadas, con un lijado se conseguirá una superficie uniforme. Después tendrás que limpiar bien el objeto a pintar para que esté libre de polvo y grasa. Incluso aunque no lo hayas lijado, ten en cuenta que los muebles acumulan suciedad con el tiempo y si no la limpiamos afectará al acabado. Con una bayeta humedecida y amoniaco o vinagre lo dejarás perfecto para empezar a trabajar.

Protege el entorno para no manchar y remueve bien la pintura chalk paint antes de comenzar. La pintura chalk paint está lista para usar, aunque si es necesario puedes añadirle agua para diluirla un poco. Como es una pintura bastante espesa, si necesitas cubrir con capas finas sí te será necesario añadirle agua. Empieza a pintar directamente con ella sobre el objeto que quieras decorar, con una brocha de cerdas suaves o un pequeño rodillo. Deja secar la primera capa y aplica una segunda si necesitas más cobertura.

Para complementar la pintura chalk paint, después de pintar puedes utilizar otros productos como barnices y ceras para proteger el acabado o modificarlo. Las lacas y barnices normalmente no alteran el color, pero dependiendo de si son mate o brillante pueden modificar el aspecto mate característico de la chalk paint. En el caso de las ceras, podrás encontrarlas transparentes, claras u oscuras. Con productos complementarios o con técnicas tan sencillas como lijar la superficie de tu mueble pintado conseguirás distintos acabados (craquelado, desgastado, vintage...). ¡Disfruta de las tonalidades de esta pintura y descubre todas las posibilidades de la pintura chalk paint!

Convierte la pintura chalk paint La Pajarita en pintura de pizarra

Pinta cualquier superficie con chalk paint La Pajarita y, una vez seca, termínala con una capa final de Barniz Ultramate La Pajarita para poder pintar con tiza y limpiar a continuación. Se puede utilizar cualquier tonalidad, aunque se recomienda emplear colores oscuros. Es necesario dar una capa final de Barniz Ultramate, para poder limpiar la tiza de la superficie. Para una limpieza más profunda, emplear un paño húmedo.

Ideas de manualidades y decoración con pintura chalk paint en nuestro blog.

Producto añadido a favoritos

Esta tienda utiliza cookies propias y de terceros con finalidad analítica y/o publicitaria. Consulta la política de cookies.