20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Hace un tiempo era habitual que dentro de un mismo hogar se utilizasen distintos tipos de suelo según la habitación. Los suelos de parqué se reservaban para habitaciones o salones, mientras que en la cocina y el baño se empleaban suelos de materiales cerámicos. El motivo de esta mezcla está claro: los suelos de madera no podían aguantar la humedad a la que estaban sometidos en esos cuartos.

Ahora no es necesario que se use un tipo de suelo distinto para cada parte de la casa. Los suelos laminados están hechos para proporcionar el aspecto y tacto de la madera, pero sin padecer las desventajas de los suelos naturales. Aún así, hay quien quiere introducir diferentes pavimentos por una cuestión estética y diferenciar espacios. ¿Te gusta la idea? Te gustará todavía más cuando veas estos ejemplos de transiciones de suelos laminados.

Suelos laminados y baldosas hexagonales

Las transiciones en líneas rectas son más fáciles de encajar, ya que no tendrás que recortar ninguna pieza, pero con baldosas de distintas formas también es posible mezclar suelos. En estos espacios se unen las formas hexagonales de las baldosas cerámicas con las líneas rectas del laminado. Habrá que recortar las lamas colindantes para que encajen bien con las formas irregulares, ¡pero el resultado merece la pena!

Toda nuestra colección de suelos laminados en Servicolor.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Transiciones de suelos laminados a piedra

Los suelos de piedra o ladrillo también tienen cabida en muchas casas con un toque rústico, y también quedan geniales con suelo laminado. Si en exterior tienes una entrada o terraza con suelo de estos materiales, puedes darle continuidad prolongándolo a la entrada de tu casa. Aprovecha el umbral del pasillo para hacer el corte o crea tu propia forma, como han hecho en el último ejemplo.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Suelos de madera pintados

El cambio entre diferentes zonas de tu casa puedes marcarlo simplemente utilizando pintura. Ya sea pintando las piezas de tu suelo individualmente de distintos colores, cubriéndolas por completo de pintura o con una bonita plantilla para realizar motivos estarcidos. Cualquiera de las opciones te servirá para señalar distintos espacios de una forma muy original.

Pinta tus suelos con Floor Paint de Farrow and Ball.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Transición entre diferentes tipos de suelo laminado

En ocasiones, la transición puede ser entre diferentes colores o acabados dentro de los suelos laminados. Además de imitar la madera, los suelos laminados pueden imitar otros materiales: tela, cuero, pizarra, cemento… Al tener el mismo método de instalación, el cambio de un suelo a otro es muy sencillo de hacer. Aprovecha un desnivel, la entrada a una habitación diferente o dale protagonismo al cambio y utiliza los dos tipos de suelo en el mismo espacio.

Descubre la variedad de suelos Quick Step.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Suelos de madera y cemento

Una opción muy sencilla, ya que no tienes que encajar piezas de distintos materiales, es mezclar los suelos laminados con cemento. Para interior nos encanta el cemento pulido, pero en exterior o patios puedes optar por un acabado más rústico con cemento sin pulir y tarima de exterior. Antes de que se seque, puedes estampar formas en el cemento para darle un toque aún más personal.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Transición de suelo laminado y baldosas hidráulicas

Las baldosas hidráulicas combinadas con suelo laminado crean algunas de nuestras transiciones favoritas. Si utilizas las baldosas en pequeñas dosis, el resultado será espectacular. Los suelos laminados de colores suaves crean un marco perfecto para que luzcan en todo su esplendor. Crea pequeñas franjas que suban también por las paredes del baño, o usa las baldosas para crear un efecto alfombra en zonas como la cocina. ¡Las posibilidades son ilimitadas! Además hay suelos laminados que imitan prácticamente cualquier material, así que puedes tener la apariencia de la cerámica o baldosas hidráulicas con la mejor tecnología.

Toda la gama de suelos laminados FAUS.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

Pavimentos laminados y suelos de cerámica

Terminamos con una combinación de las más habituales los suelos laminados y las baldosas cerámicas. Una forma sencilla de combinarlos es con una transición recta y el uso de juntas de transición. En la última imagen han conseguido un resultado muy espectacular en el que encajan las piezas de cerámica con las lamas. Puedes imitarlo si consigues baldosas de las mismas dimensiones que las piezas del laminado, o que varias sumen el mismo tamaño. ¡Difícil, pero no imposible!

Belleza y ahorro en los suelos KronoSwiss Harmony by Pyma.

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

 ¿Te gustan las transiciones o prefieres todo tu suelo del mismo material?

5 comentarios sobre “20 transiciones de suelos laminados ¡para no renunciar a nada!

  • el 18 mayo, 2016 a las 3:49 pm
    Permalink

    Me han gustado mucho estas ideas de transición! En casa tenemos suelos laminados y estamos muy contentos con el resultado. Seguramente esta opción sea ideal para negocios y casas con un toque muy especial. Un saludo!

    Respuesta
  • el 12 marzo, 2017 a las 11:20 pm
    Permalink

    Hola, hemos tenido esta idea para nuestro piso y a través de fotos hemos llegado a vuestra web, felicidades por ella porque es muy interesante, nuestra duda es que siempre hemos oído que el suelo laminado había que dejarle una pequeña junta en sus terminaciones por tema de dilataciones, entonces, ¿cómo se termina al llegar a la zona porcelanica? Gracias por adelantado.

    Respuesta
    • el 13 marzo, 2017 a las 9:39 am
      Permalink

      ¡Hola Juan Carlos!
      Para la unión suelo laminado con otros tipos de suelos se utilizan las juntas o perfiles de transición y según el fabricante puede haber diferencias en el método de instalación. Por lo general, el perfil de transición está compuesto por dos partes, una que se coloca en la unión entre los dos tipos de suelo y un embellecedor que se encaja una vez instalado. Te dejo un vídeo de Quick Step que puede ayudarte a verlo de forma más sencilla. En este caso utilizan un mismo perfil que se adapta a las distintas necesidades (suelos al mismo nivel, a distinto nivel, escaleras…) https://www.youtube.com/watch?v=6JT17Pvb6k8

      Respuesta
  • el 14 marzo, 2017 a las 10:38 pm
    Permalink

    Hola de nuevo Cristina,

    Gracias por tu respuesta.

    Si es verdad, que cuando los cortes son rectos lleva las juntas o perfiles de transición como dices, pero, ¿Y cuando el corte es irregular como en las baldosas hexagonales? ¿Como se debería rematar esa transición? Quizá no fui claro en el otro comentario. Ese fue el efecto que me llamó tanto la atención.

    Gracias y un saludo,
    Juan Carlos

    Respuesta
  • Pingback: Colores de suelos laminados en blanco y gris ¿cómo combinarlos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *